El sentido del espacio de memoria para la Comisión de Alto Nivel

..
En el marco de las celebraciones por el día internacional de los Derechos Humanos, el Instituto de Estudios Peruanos (IEP) y el Instituto de la Democracia y los Derechos Humanos (IDEHPUCP), tienen el agrado de invitarle a una Mesa Verde para discutir acerca de la Creación de un Museo de la Memoria en el Perú, a cargo de Félix Reátegui (IDEHPUCP), y María Eugenia Ulfe (PUCP). Se adjunta a la presente invitación el documento Comisión de Alto Nivel encargada de la creación de un espacio de memoria” para su lectura y discusión.
.
ALGUNOS ELEMENTOS IMPORTANTES DE LA DEFINICIÓN DEL SENTIDO DEL PROYECTO SON:

- Un espacio dedicado a la rememoración de las personas que fueron afectadas por la violencia, no solamente en su condición de víctimas de violaciones de derechos humanos sino en su plenitud como seres humanos y ciudadanos. Su fundamento es la dignificación de la vida y la integridad humanas.

- Un espacio que constituye una expresión de respeto a las víctimas y sus allegados por parte del Estado peruano: cumple la función de dignificación y reconocimiento.

- Un espacio dedicado a promover la sensibilidad de la sociedad frente los efectos de la violencia (las víctimas y las secuelas que estas sufren) y también frente a los factores que la hicieron posible.

- Un espacio dedicado a promover la reflexión (debate público y producción de conocimientos) sobre el periodo y cómo se inserta dentro de la historia contemporánea del país.

Horizonte temporal
La Comisión asume el sentido de la conmemoración con una perspectiva histórica, de comprensión de los hechos de violencia por referencia al pasado nacional y de consideración de esos mismos hechos como lecciones para el futuro. Así, aunque la materia central de su componente museográfico y archivístico será el material relativo a los hechos del periodo 1980-2000, procurará que se ilustre también aspectos de la historia nacional que subyacen a la violencia y aspectos del presente —tales como la persistente exclusión, el racismo, el autoritarismo— que deberían ser modificados mediante una adecuada comprensión y reflexión sobre la violencia.

Horizonte social
La Comisión sostiene que un proyecto de conmemoración de la violencia, para ser efectivo, requiere de una temprana inserción y sintonía con las expectativas de la población, en especial de las colectividades de víctimas, pero también del resto de la sociedad concernida con la conquista de una situación de paz con justicia (entendiendo por tal el cumplimiento de los derechos de las víctimas a verdad, justicia, reparaciones y garantías de no repetición). Asimismo, la Comisión es perceptiva y receptiva de las diferentes formas de rememoración que existen, con plena vitalidad social, en un país pluricultural como el nuestro.

Por ello, y en el entendido de que la eficacia del proyecto es indisociable de su legitimidad social, la Comisión se propone elaborar un proyecto que, por medio de un ciclo de amplios diálogos públicos, refleje sensibilidades múltiples.

Dimensión institucional
La Comisión entiende el proyecto de constitución de un espacio de memoria como algo más que la creación de un espacio físico. Para la Comisión es necesario que, sobre la base de este proyecto, se constituya una institucionalidad de memoria, es decir, un conjunto de compromisos, acciones, planes de trabajo, iniciativas y redes de interacción que involucren tanto al Estado como a la sociedad civil.

Así, para la Comisión la realización material de este proyecto debe ser entendida, en todo caso, como la constitución de un centro operativo —espacio de exposición, archivo, investigación y actividades públicas— a partir del cual se organice y se irradie una política pública nacional de memoria.

Esto tiene consecuencias importantes para la organización del trabajo futuro de la Comisión. Este no se limitará a la creación del espacio físico sino que se abocará, también, a la reflexión y la elaboración de propuestas sobre una política sostenida y proliferante de memoria histórica en el país.

Dimensión funcional
Esta dimensión es de particular importancia para la planificación operativa de la Comisión. Algunas de las funciones fundamentales del futuro espacio de memoria son:
- Exposición.
- Investigación.
- Servicio pedagógico.
- Promoción del diálogo público (conferencias y otras actividades).
- Integración con otros componentes (reparaciones).
- Entrega de un espacio cultural a la sociedad: teatro.
- Articulación de una política nacional de memoria.
.

COMPONENTES Y CONTENIDOS DEL PROYECTO

Leer documento completo AQUÍ

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada